Teología de la calle: Punto de vista internacional

0
2555
Padre Vicente Aníbal Romero Peña

Por: P. Vicente Aníbal Romero Peña

Cómo ciudadano y cristiano, voy a reflexionar sobre la situación actual, que vive nuestra patria. Estamos viviendo una época de oscuridad, de podredumbre en todos los ámbitos de nuestra sociedad. Tenemos la angustia y la ambigüedad, de que no hay salida a esta podredumbre en que vivimos.

Qué nos queda hacer a los hombres y mujeres que vivimos en esta sociedad, llena de miseria y desesperación. Sin embargo, los hombres y mujeres nos decimos ME LEVANTARE, para ir a la lucha de sobrevivir. Sabemos qué los buenos somos más, que no podemos quedarnos quietos ni callados, porque seríamos traidores al Espíritu del Señor.

En la actual coyuntura que vivimos en el Ecuador, nos toca despertar del letargo, que este sistema opresor nos ha sometido. Como cristianos, debemos levantarnos para recuperar la esperanza y la alegría, de ser portadores de esperanza y fortaleza, en una sociedad donde la minoría, manipula y hace lo que le da en gana.

Me levantaré y volveré a la casa de mi Padre y diré, Padre he pecado contra ti, ya no merezco llamarme hijo tuyo. Luchas 15.

Tenemos que levantarnos y llenarnos de indignación evangélica, es decir despertar ante la delincuencia política, que se apoderado del gobierno, de la asamblea y todas las instituciones de nuestra patria. No a la delincuencia política.

Escribe aquí tu comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí